Montana Mood Sexy by Montana

Montana Mood Sexy by Montana

montana sexy

Esta fragancia del 2006, de la casa francesa Montana, forma parte de una serie de 3 perfumes llamados Montana Mood y que hacen referencia a un estado anímico asociado con cada aroma, con los nombres de los perfumes siendo Sensual, Sexy y Soft y con esta edición “Sexy” proyectando una imagen llamativa e independiente que atrae las miradas de los hombres. El envase mantiene la línea de diseño establecida por Montana Parfum de Peau usando la misma botella en forma de hélice o espiral escalonada, variando el color del vidrio que en este caso sigue una tonalidad morada. En el sitio de Parfums Montana no aparece mencionada esta colección, por lo que no se dispone de las notas aromáticas que componen esta fragancia.

En partida la fragancia muestra una combinación imprecisa de florales oscuros y tradicionales de la familia de los jazmines con violetas e iris, con variaciones hacia frutales maduros en torno a ciruelas y un dejo especiado cercano a un estilo masculino, desarrollando antes de los 5 minutos un punto de uvas muy fragante que deriva en una capa dominante de vino tinto que se sostiene al menos hasta los 20 minutos, dando retornos ocasionales hacia uva y hacia jazmín tradicional. En fase media a 30 minutos el punto de vino tinto deriva hacia frutales rojos sintéticos con un dejo de fresias no blancas, manteniendo un desarrollo constante que lleva al aroma hacia líneas más tibias a 1 hora con impresiones de madera y ámbar en la base que sustentan un alimonado con rasgos de lavanda masculina, repotenciando ideas de fruta madura al damasco con orquídeas y trazas de granada que absorben los sintéticos a las 2 horas. Sobre las 3 horas el aroma sigue depurándose, inclinándose ahora hacia grupos florales de violetas, fresias densas, orquídeas tropicales y un dejo de tuberosa, conservando un aire de lavanda que es absorbido en parte por las violetas pero que mantiene una impresión alimonada silvestre de praderas con un aire a hierbas y ajenjo que se acerca a un tipo de pachulí con musgo a las 4 horas, reforzando la idea de pachulí silvestre con un punto de mentol suave a las 6 horas que es compensado por fondos azucarados rojos más acaramelados. Sobre las 9 horas se sienten porciones especiadas de la familia de la canela que rebajan los puntos frutales y hacen ascender la idea de frutos neutros que van entre manzanas cocidas y membrillos, con desarrollos de tibios extras de la familia del ámbar y reapariciones de vetas turbias de jazmines con violetas con un nuevo dejo plástico de flor de azahar que se funde con el ámbar a las 12 horas. En fase final al llegar a las 24 horas las porciones rojas sintéticas se sienten más diluidas y cercanas a jugo de frambuesas con infusión de té de hibiscos, seguido de partes de canela con un punto de clavo de olor tenue que produce un picor en nariz, lo que sumado a la veta de membrillo produce recuerdos de una chicha morada de Perú, todo montado sobre resina y maderas que aportan mayor tibieza y producen una variación de las capas rojas que tienden a florales antiguos recargados.

El perfume sigue un enfoque no complejo para dar una fragancia de aire denso que adquiere un carácter atemporal en el escenario de diario, con momentos de aproximación a líneas cotidianas en solitario hacia el invierno y efectos más sociales sustentados en una estela perceptible a distancia y llamativa aunque lineal hacia el verano, en general evitando situaciones que hagan transpirar como deportes o estadías a pleno sol en el exterior. En oficina la fragancia requiere mesura en su aplicación debido al potencial intrusivo que posee, alcanzando una estela perceptible a distancia entre colegas pero dentro de un marco informal a semiformal no complejo debido a la linealidad del aroma y la sensación sintética de los frutales, alejándose de reuniones más estrictas o sensibles para el negocio. En el caso nocturno la fragancia adquiere mayor soltura en el segmento informal debido a su estela y linealidad en torno a rojos sintéticos, llamando la atención en fiestas y lugares ambientalmente sucios, perdiendo seriedad y sintiéndose desencajado en espacios limpios muy cerrados como casas de amigos o en casos donde aumenta la formalidad de la ocasión. En lo romántico el aroma presenta algunas vetas que se sienten sensuales por el lado sucio y atrevido pero a distancia, requiriendo de menor cantidad de perfume aplicado a medida que se requiere de una mayor cercanía a la piel. Rango de edad entre 25 y 45 años.
¿QuéOlorTiene?????!!

Sin Comentarios

Deja tu comentario